Tejer a ojos cerrados 

Bajo el palio del amanecer
que tú misma 
empezaste a tejer, 
se erigen luces y sombras 
que danzan en armonía. 

Sin quedar hilos sueltos
y si quedan, que a veces sueltas,
es lluvia que de caer
lo hacen bajo tu supervisión, 
y cómo no hacerlo. 

Cúbrenos con él, 
para ser parte del confeccionado 
y disfrutar del proceso 
que sin duda es
como un sueño nuestro. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s